Archaeology of Ashes. INICIARTE 2013. Málaga (Spain)

An extreme and traumatic experience that took place in August 2012 initiates the project “Archaeology of Ashes”. The day was particularly hot, windy and the sky was clear and blue. Suddenly, visible from over four kilometers a dense black cloud stretched up from the horizon to the endless sky. The cloud did not predict anything good; consequently, many other dark clouds fro the past that used to be the cause of insomnia came to my mind. 30th August 2012, part of my life evaporated and was reduced to ashes.

The project  awarded by INICIARTE. (Spain)xs_ 1_f_DSC0601 xs_ 1_f IMGP9059 xs_ 1_f IMGP9028 xs_ 1_f IMGP8967 xs_ 1_f IMGP8950 xs_ 1_f _DSC0682 xs_ 1_f _DSC0665 xs_ 1_ f_DSC0631

I became an improvised archaeologist after the fire erased the traces of half of my life, removing objects, melting photographs and destroying the family farm. My instincts pushed me to observe, capture, classify and look around for something recognizable. I call this work “Archaeology of Ashes” because I have been collecting the traces that remained after the fire devoured almost everything. Fieldwork began shortly after the fire occurred. In a night full of despair, confusion and fear, we saved the farm animals. Nevertheless, nature gave us a lesson: the power of its elements exceeds that of any human being.

I worked on the idea of distance according to E. Bullough. “He claims that the concept of “distance”, applied metaphorically to the relation of a spectator to the content of an experience (…) “”(Townsend D.; pág.: 298; Aesthetics classic readings from the western tradition; 1996). So, “establishing that the narrator is a different person than the author, this gives the author the possibility to build an identity for his own” (Bennett A.; page: 20; 2009; La copia lo falso (el orginal);Texto: Autenticidad Fingida; Comunidad de Madrid); I´m creating a false identity or a falsification in which we mixed author and narrator. In this project, I start with an “incredible experience”, where fate has an essential roll. On the word of J. Fernández, Nietzsche said “fate, breaks up with reasoning and builds something like an eternal comeback, an itinerant difference, a distancing from one’s own” (Fernández J.; page:2; 2011). I use the concept of “psychical distance”, “phenomenal experience” and the concept of “the death of the author”. It is therefore ultimately through the interpretation of the audience that the piece of emerges.

“…the birth of the reader must be ransomed by the death of the Author.” Roland Barthes 

————————

El proyecto “Arqueología entre Cenizas” nace de una experiencia límite que tuvo lugar el mes de agosto del 2012 en la provincia de Málaga. Era un día especialmente caluroso con mucho viento, el cielo estaba despejado a modo de tabla azul, siendo visible desde más de cuatro kilómetros una densa nube negra que se desplegaba del horizonte. La nube no auguraba nada bueno, saltando en ese mismo instante a mi retina tantas otras nubes negras que han sido causa de insomnio.

El 30 de Agosto del 2012 parte de mi vida se evaporó en forma de cenizas.

http://arqueologiaentrecenizas.blogspot.co.uk/

Este proyecto ha sido una forma de terapia para mí, una excusa para procesar una experiencia devastadora. Cada uno en mi familia ha llevado a cabo este proceso como ha podido, yo el mío lo he sumergido en el campo de las artes, ya que es la forma que tengo de entender la vida.

Concibo el arte como una herramienta de comunicación con la sociedad y con nuestro entorno, aunque en ocasiones sean monólogos con nosotros mismos. Como lenguaje tiene sus propios códigos aunque con pocas limitaciones, ese aspecto de aceptación de todo lo nuevo es lo que lo convierte en un medio de expresión idóneo para experimentar. J. Baudrillard verbaliza este aspecto como una de las grandes problemáticas del arte actual: ”(…); que hoy ya no sé, al mirar tal o cual cuadro, o performance o instalación, cosas así, si están bien o no(…)” (Baudrillard J.; 1998; pág.:48). Es evidente que no puedo dar la espalda a las problemáticas del arte dentro del marco actual. Pero, también es cierto, que en este trabajo mi búsqueda ha sido mucho más personal que general. Como heredera directa, me apropio de las palabras de aquellos que han escrito sobre estética, sobre arte o sobre fotografía. Mirar una imagen y no pensar en el punctum o studium es imposible. Igual que ignorar que el orden de las imágenes y el juego posicionando una al lado de la otra, afecta a la lectura. La existencia de las entre-imágenes y la idea de que todos proyectamos nuestra cultura visual en todo lo que vemos. J.Lacan dice que el lenguaje te habla, en definitiva, el arte es un diálogo entre creador, espectador, pieza, obra, autor, sociedad, contexto… podría seguir infinitamente. Así que, durante las cuatro fases del duelo me he respaldado en muchas lecturas que hablaban sobre la angustia y el conflicto, he releído a Miguel Hernández, Machado o Peirce; me he empapado durante estos nueve meses de muchas teorías, lecturas y pensamientos de otros. No se enojen si me apropio de algo que en su génesis no es mío, pero como he intentado dejar patente en todo mi trabajo, es solo la distancia que el tiempo pondrá entre mi persona y estas líneas, la que me permitirá releer esta arqueología con otros ojos.

“Cayó una pincelada de ensangrentado pie sobre mi herida, cayó un planeta de azafrán en celo, cayó una nube roja enfurecida, cayó un mar malherido, cayó un cielo.” Miguel Hernández, Sino Sangriento

En definitiva, “Arqueología entre cenizas” es un proyecto que siempre estará latente en mis trabajos futuros, porque han sido muchas horas de abrir nuevas vías y caminos en mi forma comunicar. He jugado con diversos elementos y como siempre han salido resultados mejores y peores, pero me acompaña la certeza de que todo lo aprendido me servirá para futuros momentos. Sí, soy amateur, amateur como lo entiende McLuhan. Mi intención como artista no es la de educar, ni advertir, pero sí la de hacer sentir. Este objetivo es muy complejo. La búsqueda por hacer sentir experiencias, sensaciones o simplemente emocionar a alguien con lo que uno hace es la meta final de esta montaña de cenizas y esa pared llena de evidencias que no hacen más que gritar: sí, aquí hubo una vida y una historia aunque ya no la veas.

Links